En el campo de las piscinas, las bombas peristálticas, equipadas con
instrumentos de medición, o bien estar esclavizado a instrumentos de
medida profesionales y de alta precisión, son la mejor opción por su
facilidad de uso y sencillo mantenimiento.